La Minería del Siglo XXI

LOS PERVERSOS VERSOS DE LA MINERÍA.
21 PREGUNTAS PARA ENTENDER LA MINERIA DEL SIGLO 21.

Autores: Carlos Zorrilla, William Sacher y Alberto Acosta
Edición y colaboración: Michelle Báez

Contenido:

Primera parte: cuestiones generales
1. ¿Qué entendemos por minería metálica a gran escala y a cielo abierto?
2. ¿Qué entendemos por una mina?
3. ¿Cuáles son los principales yacimientos de minerales metálicos en el Ecuador?
4. ¿Cuáles son las principales amenazas para la Naturaleza?
5. ¿Cuáles son los impactos sociales y económicos para las comunidades que se encuentran cerca de la mina?
6. ¿Qué tipo de impactos sociales y ambientales causa la fase de exploración?
7. ¿Cómo afecta la minería de gran escala a las mujeres?
8. ¿Qué impactos específicos enfrentan los pueblos indígenas ?
9. ¿Cuáles son los posibles atropellos a los Derechos Humanos?

Segunda parte: otras inquietudes sobre la minería y la madre tierra
10. ¿Cuáles son las dimensiones de una mina a cielo abierto?
11. ¿Qué cantidades de minerales se extraen del subsuelo en las mega- explotaciones mineras?
12. ¿Cuánta agua se consume en los grandes proyectos mineros?
13. ¿La minería industrial contamina el agua? ¿Cómo?
14. ¿Cuál es el costo de la restauración y la remediación ambiental?
15. ¿Qué riesgos conlleva el uso de químicos en las actividades mineras?
16. ¿Qué tan confiables son los estudios de impacto ambiental?

Tercera parte: algunas cuestiones socio-económicas
17. ¿Qué beneficios económicos trae la minería a gran escala para el país?
18. ¿Cuántos miembros de las comunidades son contratados en la minería a gran escala?
19. ¿Qué tipo de seguridad existe para los trabajadores mineros?
20. ¿Qué va a pasar con las tierras de los pobladores en donde se encuentra el proyecto?
21. ¿Cómo se cumplen los compromisos a corto, mediano y largo plazo asumidos por la empresa con las comunidades?

A modo de conclusión
En síntesis, ¿puede ser sustentable y positiva para el país la minería a gran escala? La pregunta planteada es fácil de responder. Definitivamente no. En ninguna parte del planeta hay una minería “sustentable”. No es de sorprenderse. Por definición la explotación de recursos no renovables no es sustentable, pues un proceso es sustentable cuando puede mantenerse en el tiempo, sin ayuda externa y sin que se produzca la escasez de los recursos existentes(1). Sostener lo contrario es practicar un discurso distorsionador. Y es ese discurso, el que promete una“minería sustentable”, diseñado por las grandes transnacionales mineras, en el marco de la Iniciativa Minera Global (Global Mining Initiative), hace más de 10 años, el que despliega el gobierno actual.

En el Plan Nacional de Desarrollo del Sector Minero 2011-2015 se ha asumido este mensaje transnacional. Allí se ofrece generar “condiciones de desarrollo sustentable” en la actividad minera a gran escala. Se dice solemnemente, entre otras muchas promesas, que esta actividad contribuiría a “la distribución equitativa de sus beneficios, generando nuevas zonas de desarrollo y contribuyendo al modelo del Buen Vivir.”

¿Es posible creer en una minería bien hecha que no ocasione severos impactos ambientales y sociales y que, además, se constituya en la senda para el Buen Vivir? Por supuesto que no. La realidad contradice esta afirmación, que no pasa de ser una burda manipulación.

La explotación minera industrial moderna implica la extracción masiva -y en un tiempo muy corto-, de la mayor cantidad posible de recursos minerales; recursos que se han formado en procesos de muy larga duración, a escalas tectónicas. Como ya lo hemos mencionado, en varios en la actualidad, los sitios de alta concentración mineral se van agotando, sin embargo, los elevados precios del mercado mundial permiten que la explotación minera sea rentable aún en los yacimientos en donde el mineral es escaso. Para hacer producir estos yacimientos, es necesario aplicar una minería industrial de gran escala, con uso masivo de químicos a veces sumamente tóxicos, el consumo abundante de agua y la acumulación de grandes cantidades de desechos. El examen de la minería industrial alrededor del planeta evidencia un sinnúmero de daños y destrucciones múltiples e irreversibles de la Naturaleza. Por igual son incontables las tragedias humanas, tanto como la destrucción de las potencialidades y riquezas culturales de muchos pueblos. En el ámbito económico la situación tampoco es mejor. Los países de América Latina, África y Asia, cuyas economías dependen fundamentalmente de recursos minerales o petroleros, nunca saldrán de la pobreza.

Esta es la síntesis de la megaminería que se avizora en Ecuador.

————————–

Ver el texto completo en: www.adital.com.br/site/noticia.asp?lang=es&cod=61408 El presente documento es un resumen especial de algunos de los impactos relacionados a la minería metálica a gran escala. Existen muchos otros tipos de impactos económicos, ambientales, culturales y sociales que merecen ser tratados con más profundidad.

Nota sobre los autores:

– Carlos Zorrilla: Activista. Co-fundador de la DECOIN, de la Asociación de Caficultores de Intag y de la Red Nacional de Bosques Privados. Residente de la zona de Intag desde 1978. Autodidacta en impactos de la minería a gran escala.
– William Sacher: PhD en ciencias atmosféricas y oceánicas. Investigador del colectivo de autores académicos Recursos de África, Montreal, Canadá.
– Alberto Acosta: Economista ecuatoriano. Profesor e investigador de la FLACSO-Ecuador. Ex-ministro de Energía y Minas. Ex-presidente de la Asamblea Constituyente.
– Michelle Báez: Ms. en Ciencia Política, Universidad de Montreal, traductora y editora de textos en temas socio ambientales.

FacebookEmailShare
Esta entrada fue publicada en Análisis, Destacado, Regionales. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>